María del Carmen Toledo Riquelme.
Síguenos a  través de:
www.organillerochinchinero.cl
ORGANILLERO CHINCHINERO © 2016 | Todos los derechos reservados
www.organillerochinchinero.cl| Teléfono: 22 8573159 - 984 241 650 - 984 924 190 | Email: info@organillerochinchinero.cl
La segunda hija de Luis Toledo Salvatierra, quien fue organillero por más de 30 años creció rodeada por estos dos oficios, sus hermano, primos y tíos eran organilleros y chinchineros. Su infancia no fue fácil, por sus condiciones sociales y económicas se vio obligada a trabajar a temprana edad y a dejar la escuela al igual que sus hermanos. 

Tanto ella como Guillermo y muchos cultores de su generación, vivieron una realidad con el oficio muy difícil. Aquellos años eran de precariedad para los organilleros y chinchineros, se pasó hambre, pena y muchas veces  humillación por parte de una sociedad que discriminaba y tal  como hoy  era desigual, se les consideraba pordioseros o mendigos, es por  eso, que  la posibilidad de ver a estas manifestaciones en la actualidad y con el profesionalismo con que sus cultores muestran su práctica, merecen todo reconocimiento y nos recuerdan la gran deuda que chile tiene con esta manifestación histórica de artistas callejeros.

María como mucho de sus colegas persistieron en su andar. Su primer acercamiento al oficio no fue con el organillo, siendo una niña, por un par de años bailo y toco el chinchín y después paso como juguetera sin duda un registro significativo para la historia de este gremio. De su padre, hereda el amor por estos instrumentos de madera traídos desde Europa, María  pese a las críticas de los cultores más conservadores, no tardo en querer ser ella quien ejecutara las melodías de su organillo para que su marido bailara, siendo ella una de las primeras organilleras que tocara  el organillo para chinchín, gran fue su osadía ya que en esos años solo existían tres mujeres organilleras pero realizaban el oficio, de  forma solitaria ,fue así como en el año 2000, la pareja decide proyectarse como conjunto musical del oficio. En el año 2013 María ingresa a la corporación cultural de organilleros de chile. Dicha institución en ese mismo año, es reconocida como tesoros humanos vivo.

La familia Saavedra Toledo cultores de tradición, han tenido la posibilidad de presentarse en países como México, Alemania, España, Argentina, Rumania y últimamente en el 2014 en Rusia, como embajadores de la cultura popular y urbana. Dando a conocer en chile y en el mundo el significado y el arte de la batería chilena.

Agradecimientos por biografías
Gabriel Lautaro Cárdenas